Dóxa la diosa de Bútros

Bútros y Dóxa se enamoraron nada más verse. Se amaron durante años. Se alejaron y regresaron para seguir viviendo momentos intensos e indescriptibles.

Bútros consagró a Dóxa como su diosa. Un aciago día, el destino consiguió separarlos. Los años pasaron. Dóxa construyó su templo lejos y le olvidó. Bútros se embarcó, navegó mil mares siempre con la bandera oculta que ella bordó. Pasaron los años y recaló en un puerto abandonado. Decidió no volver a navegar. Ahora vive alejado de cuanto le rodeó, solo acuña recuerdos de Dóxa al rescatar y abrir cada día las cajas de madera que desde su ausencia le acompañaron.

Hoy en una jornada especial, el sol presentó su esplendor brillando como aquel primer día. Abrió de nuevo las cajas y al ver una nota escrita no recuperada, oculta en una rendija, la rescató. Las palabras son suyas, la mano que las escribió también. Comenzó a leer y sus lágrimas resbalaron con tristeza hasta la primera frase.

A ti mi querida Dóxa.

Siento resquebrajarse mi espíritu como el silencio me humilla y la verdad me abandona.

Siento disipar mis latidos al herirme tu mirada y como tiemblan mis pasos al pisar lodo y olvido.

Siento volar mis recuerdos lacerados por el viento y como amarga mi boca por la falta de tus sas filó.

Siento negar la alegría al diario amanecer, como te fui perdiendo sin saberlo, sin querer.

Siento marcar a las horas tu disciplinada ausencia y como camina con fuerza la ya inmutable lejanía.

Siento no escuchar la cadencia de tu voz y como la nada restituye tu sonrisa en mí.

Todos mis sas filó fueron tuyos, no me quedó ninguno más.

Bútros nunca fue poeta, solo expresaba mal sus sentimientos y peor sus decisiones. Tal vez hoy duerma con desasosiego, quizás sueñe con Dóxa como lo hace cada noche, puede que cierre los ojos para acercarse un poco más al mundo de Thánatos. Le gustaría volver a verla, mirar sus ojos, aspirar su aroma, escuchar su voz, su sonrisa y acariciar su cabello mientras la abraza para fundirse por última vez.

© Anxo do Rego. Todos los derechos reservados.

Safe Creative #2005264160062

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *