—Lo siento Paco, hoy no tomaré café, necesito una infusión de tila.

—¿Estás nervioso? ¿Qué te sucede?

—A lo primero, no. A lo segundo una situación mental insoportable que me produce desconcierto respecto al ser humano.

—Explícate.

—Menos mal que no soy como Tomás, el protagonista de la obra de Milán Kundera «La insoportable levedad del ser». Ahora, en mi época de total madurez no tengo amantes, soy hombre de una sola pareja, hasta que conocí a Maria Jesús y nos casamos. Tampoco me planteé el sentido trascendental de mi vida o la inutilidad de mi existencia y la necesidad del retorno al pasado, como sostiene Nietzsche. Nada de cuanto viví intento repetir, aquel tiempo fue, pasó y lo disfruté, aunque fugaz y hoy nada me obliga a añorarlo.

—¡Madre mía! Te has levantado filosófico en grado superlativo. Disculpa, continúa.

—Yo diría que molesto y enfadado. No soporto la trascendencia que cierta gente utiliza para sostener que ciertos hechos son como sucedieron, no como ellos quieren interpretarlos para cubrir sus errores.

—¿A que refieres?

—Leí lo señalado por un destacado deportista; que no el mejor; en una entrevista, señalando tal si fuera un axioma: No siempre gana el mejor. Olvida que practica un deporte, y como tal, no es ni mucho menos una ciencia exacta. Jugar bien y no cometer errores tal vez no sean suficientes para optar al premio de ganar la confrontación. Puede que el adversario, no jugara tan excelente, pero supo aprovechar sus mejores momentos y los doblegó. Sin embargo, se hizo merecedor del triunfo, pese a la disconformidad y ataque frontal recubierto de bilis, respecto a su eterno rival.

—¿Te refieres a…?

—Precisamente.

—No temas, fue un buen jugador, de los mejores, pero está en pleno declive y soporta mal no estar en primeras paginas de los panfletos deportivos. Es un personaje con inconstancia de ánimo y ligereza en sus manifestaciones. Es la razón de tales declaraciones después de transcurrido tanto tiempo y sentir cierto tipo de envidia al no obtener el premio tan ansiado desde hace años.

© Anxo do Rego. Granada. Septiembre 2022. Todos los derechos reservados.

Safe Creative núm.: 2209272097796