El instigador fiel

EL INSTIGADOR FIEL

La novela se inicia con una frase de Castelao: ” Mexan por nós e temos que dicir que chove” que más o menos se entiende por  “Nos mean encima y tenemos que decir que llueve”.

La dejación por parte de las administraciones, central y periféricas en el mantenimiento de la sanidad, provoca numerosas muertes. El primero en A Coruña. Una vez introducido el féretro en el interior del coche, espera para ver como colocan las coronas de flores y sus correspondientes mensajes, enviadas por amigos y compañeros. El añade sobre el ataúd un hermoso ramo de rosas amarillas, las flores predilectas de su esposa Navia, embarazada de su primer hijo. Atada al ramo, una cinta ancha de color blanco lleva unas palabras construidas con letras doradas. Quérovos os dous. Díselo ao noso fillo, a miña querida anduriña.

Comienzan a crearse Asociaciones de Afectados por los Recortes Sanitarios.

Diferentes casos se producen a lo largo y ancho de la geografía estatal y coincidentemente comienzan a suceder extraños accidentes con resultado de muerte, de responsables de Sanidad de las administraciones Central y Comunidades Autónomas.

Muere la Ministra de Sanidad en Madrid provocada por un camión que arrolla al coche oficial que la traslada. La compañía aseguradora del camión matriculado en Albacete, inicia los trámites para afrontar la responsabilidad del suceso. El director de siniestros en la sucursal, Pedro Bigas, se encarga de investigar y es invitado por la dirección de las oficinas centrales para acudir a Madrid, lugar del suceso y batallar con la Administración Central.

Dados los hechos de carácter similar y ámbito estatal de otros accidentes la A.I.E.(Agencia de Investigaciones Especiales) es la encargada de iniciar un amplio programa de investigación.